Ldo. John W. Jimenez G. Colegiado Nº 24099 COFM

Ldo. John W. Jimenez G. Col. Nº 24099 COFM

No te pierdas todas nuestras novedades

Refuerza el sistema inmunitario en tu cachorro recién llegado

Con la llegada de un nuevo compañero canino a nuestra casa, las responsabilidades se multiplican por dos. A veces, de hecho, el primer problema llega sin avisar y no sabemos cómo actuar para cuidar al cachorro en esos primeros días/semanas tan importantes. Los cachorros, como los bebés humanos, requieren de cuidados especiales. Los primeros años de vida son muy importantes para su crecimiento, ni que decir tiene los primeros meses. Es por ello que hoy traemos unas breves ideas para poder ayudarte y guiarte en este proceso tan bonito como es la adopción de un cachorro.

A veces estas primeras semanas son todo un desafío, y hay muchos dueños de peros primerizos que pueden llegar a agobiarse o preocuparse en exceso. Un cachorro es más complicado de lo que uno piensa, pero lejos de alarmarnos, tenemos que mantener la calma y seguir una serie de pasos básicos.

Comenzamos por lo obvio. Lo primero, visitar al veterinario. Dado que cada raza es diferente y, por tanto, requiere cuidados distintos, nadie mejor que un profesional para asesorarnos en los primeros pasos. Una de las primeras cosas sobre las que hablarás con el veterinario es sobra la alimentación que debe llevar el perro. De nuevo, como si de un bebé se tratara, este es quizá el punto más importante. Una buena alimentación es básica para cualquier animal, pero su importancia es aún mayor si hablamos de las primeras etapas de su desarrollo. En este caso, la alimentación deberá estar compuesta por proteínas de alta calidad, alimentos de alto contenido energético y ricos en fibra. También es recomendable que el perro tome comidas en lata, para facilitar su masticación. Conviene, cierto es, controlar la cantidad de comida. Esta debe ser en pequeñas porciones.

Otro factor muy importante es las vacunas. Las vacunas son indispensables en esta etapa de la vida del perro, por lo que, el veterinario le pondrá en orden el historial de las vacunas. No dejes pasar este punto. Una vez que el perro haya sido vacunado y haya cumplido con los plazos para poder salir a la calle, es muy recomendable que salgas a pasear con él tres veces al día para que haga sus necesidades. Es importante que al principio le premies cuando lo haga en la calle, con el fin de que el cachorro entienda que no tiene que hacer sus necesidades dentro de casa. Los primeros días, los paseos tienen que ser cortos y en zonas cercanas a casa. También es importante que lo saques con la correa, para que se vaya acostumbrando a ella.

Debes saber que el estrés puede ser peligroso para tu nuevo amigo ya que, si lo sufre de forma prolongada, su sistema inmune puede dejar de funcionar correctamente, con las consecuencias que esto puede conllevar.

Para evitar que tu cachorro o gatito lo padezca, proporciónale un ambiente enriquecido y controlado. Además, incluye la mencionada actividad física en sus rutinas y actividades que estimulen su mente. Dicho en otras palabras: juega con él, no olvides sus paseos si es un perro, crea pequeños retos que tenga que resolver, ofrécele juguetes interactivos…

Estos consejos te ayudarán a reforzar el sistema inmunitario de tu cachorro o gato y a asegurar su salud y bienestar. Y no solo durante esta primera etapa, sino a lo largo de toda su vida. Dicho esto, disfruta de tu nuevo compañero y dale también todo el cariño que te pida.

Seguimos con puntos tan lógicos como importantes: el higiene. Limpia habitualmente su cama, cepilla al cachorro todos los días y mantén un nivel de higiene máximo para que no pueda coger ningún tipo de enfermedad. La limpieza corporal, al igual que en los humanos, es muy importante en los animales. No dejes que tu perro se ensucie y se acostumbre a no estar limpio.

Los primeros días te va a costar horrores dejar solo a tu perro solo en casa, pero es necesario que lo hagas poco a poco. Si tu cachorro acaba de llegar a casa, por ejemplo en los últimos dos meses, se aconseja que busques canguros caninos (familiares, vecinos…) que pueden quedarse con él si tienes que irte muchas horas.  

Cuidado con estar largos períodos de tiempo acompañando a tu perro todo el día. Por ejemplo, estás de vacaciones, o sin trabajo, o justo tú y tu pareja tenéis turnos complementarios… Si es ese tu caso deberías ‘obligarte’ a salir de casa y dejarle solo poco a poco. Siempre deja solo a tu perro en un lugar seguro. Es decir, que no haya nada que pueda hacerle daño. 

A grandes rasgos, estos serían los consejos básicos a tener en cuenta antes y durante la primera época de tu nueva mascota en casa. ¡Desde Farmavet Fauna estaremos encantados de asesorarte en todos estos puntos!

Compártelo en las redes sociales

;

Log In

create an account